Skip to end of metadata
Go to start of metadata

Chile

La empresa presentó en el marco de un nuevo “Desayuno de Negocios” del Centro de Desarrollo Empresarial y el Sistema de Calificación de Empresas Proveedoras (Sicep), ligados a la AIA.

Miércoles 21 de Octubre de 2015.- Sierra Gorda SCM presentó a los proveedores de Antofagasta sus principales necesidades de equipamiento y desarrollo tecnológico, tanto para los actuales procesos operativos, como para lo relativo al proyecto de expansión Sierra Gorda Fase II. Esta última iniciativa fue lanzada por la compañía en paralelo al inicio de operaciones de la mina en octubre de 2014, y hoy está en pleno desarrollo.

La exposición de la empresa se dio en el marco de un nuevo “Desayuno de Negocios” del Centro de Desarrollo Empresarial y el Sistema de Calificación de Empresas Proveedoras (Sicep), ambas unidades estratégicas de la Asociación de Industriales de Antofagasta (AIA). Según señala un comunicado de la gremial, la iniciativa busca propiciar espacios de contacto más directo entre las mineras y las empresas proveedoras de la región, que permitan generar nuevas oportunidades de negocio.

La exposición estuvo a cargo del gerente de Supply Chain de Sierra Gorda SCM, Ricardo Reyes, quien habló ante representantes de unas 70 empresas proveedoras, a quienes explicó que su operación actual es a baja ley, y que "las soluciones que la industria minera de hoy utiliza no son suficientes ni responden a las necesidades” de la compañía. Por ello, recalcó: los proveedores "que son o quieren ser parte de nuestras operaciones, deben ser capaces de crear y ofrecer soluciones disruptivas de alto impacto en los costos, sustentables operacional y medioambientalmente; y sin riesgo a las personas”.

Reyes manifestó que las empresas interesadas en trabajar junto a ellos deben ofrecer soluciones especialmente adaptadas para sus necesidades, permitiendo mejoras en los procesos mineros a través de la incorporación de equipamiento y desarrollo de tecnologías; dice la nota de la AIA. 

El ejecutivo también entregó detalles sobre el desarrollo de la nueva fase de la operación, cuya construcción debería comenzar durante 2017, para entra en operación el año 2020. El proyecto permitirá duplicar la producción actual de la mina, para alcanzar las 220.000 toneladas anuales de cobre. Además permitirá aumentar la producción de molibdeno en niveles que, a mediano plazo, ubicarán a Sierra Gorda como el mayor productor mundial de este producto. Para más detalles click aquí.

Portal Minero