Skip to end of metadata
Go to start of metadata

Chile

Capacidad instalada de generación en base al sol, viento y geotermia subió desde sólo 17,4 MW en 2012 a 1.160 MW en la actualidad.

Miércoles 04 de Octubre de 2017.- En sólo cinco años la participación de las Energías Renovables no Convencionales (ERNC) en la matriz regional creció desde 0,4% en 2012 a un 18,8% en la actualidad. Esta "revolución de energías renovables", com la denominó el ministro Andrés Rebolledo, sumó esta semana un nuevo hito al anunciarse la construcción en la zona de Taltal del proyecto Horizonte, que será el parque eólico más grande de Latinoamérica.

En efecto, el desarrollo de las ERNC en la Región de Antofagasta está concitando el interés no sólo del país, sino también del mundo.

Sin remontarse demasiado, hace un par de meses un reportaje de The Washington Post calificó la Región de Antofagasta como "la Arabia Saudita solar" y comparaba el notable desarrollo que viene experimentando esta industria en contraste con la estrategia que adoptó la administración de Donald Trump que apuesta a los combustibles fósiles.

Lo cierto es que a contar de 2014, la generación eléctrica comenzó a diversificarse en la región, tanto desde el punto de vista de la fuente primaria empleada, como en términos geográficos, desarrollándose nueva infraestructura en comunas como Calama, María Elena, Taltal, Sierra Gorda, Antofagsta y Ollagüe. 

En este contexto, durante ese año comenzó a operar comercialmente en la comuna de Calama el parque eólico Valle de los Vientos (90 MW).

Posteriormente, en 2015, ingresaron las plantas fotovoltaicas María Elena (68 MW), ubicado en la comuna del mismo nombre, Jama (30,2 MW) en Calama, Lalackama (71,5 MW) en Taltal y el parque eólico Taltal (99 MW).

Proyectos 

El año pasado estuvo marcado por el ingreso a operación de cinco parques fotovoltaicos que corresponden a la ampliación del parque solar Jama (22,4 MW) en Calama; Finis Terrae (138 MW) en María Elena; Los Andes (21,8 MW) en Antofagasta; Pampa Solar Norte (69,3 MW) y Conejo (104 MW), ambos ubicados en Taltal.

Adicionalmente, el 21 de marzo de 2017 se registró un hecho histórico tanto para la región como para el país, pues la primera planta geotérmica de Sudamérica, Cerro Pabellón, ubicada en la comuna de Ollagüe, comenzó sus pruebas, generando los primeros kilowatt de ese tipo de energía que fueron inyectados al Sistema Interconectado del Norte Grande (SING). Esta central tiene una capacidad instalada de 40 MW. 

El Mercurio de Calama

Portal Minero