Skip to end of metadata
Go to start of metadata

Chile

Lunes 07 de Octubre de 2013.- Una realidad muy distinta a la de hace unos años es la que muestran en bolsa las acciones de las sociedades cascada -con las cuales Julio Ponce controla el 30% de SQM-, particularmente en cuanto a los volúmenes operados en la rueda.

Si hoy la suma de transacciones de los títulos de Norte Grande, Oro Blanco y Calichera (serie A) evidencia falta de liquidez, en 2009 los movimientos de estas acciones llegaron a representar el 26% de todo lo operado en la bolsa. El peak se alcanzó en agosto de ese año y su promedio fue el 10% del total de las acciones transadas en la rueda.

Una situación que deja de manifiesto el peso que tenían en el mercado las sociedades de Julio Ponce y aquellas que la Superintendencia de Valores y Seguros (SVS) catalogó como vinculadas e instrumentales en el “esquema estructurado” que derivó en la formulación de cargos en contra del empresario y otros ejecutivos de estas sociedades. Sólo ese año, estas sociedades operaron, por ejemplo, el 70,26% de Calichera-A y el 73,82% de Oro Blanco, según la investigación del regulador.

¿Se congela la cascada? Si bien la pugna de accionistas en estas compañías ha derivado en una importante caída de los volúmenes operados, la connotación pública de la investigación del regulado podría ser un factor adicional, eventualmente.

Algunas corredoras estarían optando por no transar los títulos de la cascada, mientras que otras señalan que no hay razones para no hacerlo. “Con la formulación de cargos se presume que de haber operaciones serían mucho más cuidadosas, lo que no generaría problemas”, dicen desde una intermediaria no bancaria.

Lo que sí ha sido un efecto notorio es que este congelamiento ha tenido consecuencias negativas para los accionistas. Pues algunos minoritarios han visto cómo distintas órdenes de venta no encuentran una contraparte y cómo, por lo mismo, las variaciones de precio cambian drásticamente con bajos montos transados.

SEMANA CLAVE

Varios son los asuntos que deben resolverse con respecto al Caso Cascada. Por un lado, para este viernes están fechadas las juntas para que los accionistas de Norte Grande y Oro Blanco aprueben aumentos de capital por US$92 mills. y US$120 mills. Asambleas inciertas, considerando las peticiones por suspenderlas hechas por algunas AFP y Moneda a la SVS. El regulador, Fernando Coloma, manifestó que esta semana se pronunciaría con respecto al requerimiento.

Por otro lado, tal como se esperaba, la Fiscalía Centro Norte recurrió a la Corte de Apelaciones para revertir la decisión de la SVS relativa a no darle acceso al expediente investigativo del caso. La Corte debería resolver durante esta semana la admisibilidad del recurso.

Pulso

Portal Minero