Skip to end of metadata
Go to start of metadata

Chile

El experto asegura que las empresas están tomando medidas para reducir dotación contratista y aumentar la productividad. Agrega que en materia de energía, los precios ya tocaron techo.

Jueves 10 de Octubre de 2013.- La principal preocupación de la industria minera chilena está radicada en los costos que desde 2011 no han dejado de subir. Esta situación llevó a todas las empresas a focalizar sus esfuerzos en la contención de gastos, estrategia que al parecer está dando resultado.

Según el partner y managing director del Boston Consulting Group (BCG), Gustavo Nieponice, los costos de la industria minera tocaron techo, pues están siendo bien enfrentados por las compañías que operan en Chile.

“Los costos no seguirán creciendo. Los costos de energía están estabilizados y los temas de productividad están siendo abordados”, afirma Nieponice.

En opinión del experto, en el último tiempo las firmas han puesto un fuerte énfasis en materias como la productividad, pues son aspectos que pueden tener una alta incidencia a la hora de reducir costos, a diferencia de la energía, que responde a factores externos a la gestión.

“Vemos que la productividad en la construcción y ejecución de proyectos es normalmente bastante baja en términos del tiempo trabajado por una persona en el día. Entonces las mineras están viendo esto con un foco en operaciones y en construcción”, dice el director del BCG.

Para llevar adelante esta acción, las mineras han comenzado a disminuir el número de personal contratista.

“Hemos observado casos de internalización de trabajadores para reducir dotación de contratistas. Tareas que las mineras hacían con contratistas están pasando a ser internas para reubicar personas y reducir costos. Para una minera es más fácil cortar un contrato que sacar gente propia cuando se ve que hay un área improductiva”, agrega.

Esta situación se ha evidenciado en firmas como Codelco que durante 2012 redujo en un 9% la cantidad de personal externalizado, lo que significó una disminución de 2.707 trabajadores.

A su vez, Nieponice asegura que en materia de contratos con proveedores todavía resta mucho por avanzar. Hoy esos contratos son netamente transaccionales y administrativos, situación que en opinión del experto debería cambiar en el futuro hacia un mayor involucramiento por parte del contratista en aspectos clave del negocio.


Más proyectos

Otro tema relevante, señala el experto, es la ejecución de inversiones para mantener la competitividad. “La minería no puede darse el lujo de dejar de pensar en la expansión porque los yacimientos no son eternos. Las leyes van cayendo y los costos, por este efecto, van aumentando”, asevera.

Y agrega: “Chile ya no es un país que tiene los mejores yacimientos del mundo. La calidad de los yacimientos va declinando y en la medida en que no abordemos este tema, pese a que los costos se estén estabilizado, vamos a ir perdiendo competitividad respecto de otros países”.

Gobierno prevé mejores perspectivas El alza de costos en la minería también ha generado una preocupación en el Gobierno. El ministro de Minería, Hernán de Solminihac, asegura que en el último tiempo se ha realizado una serie de esfuerzos al punto que permiten mirar el corto plazo con una mejor perspectiva en materia de costos.

“Hace un tiempo atrás se produjeron varios cambios de máximos ejecutivos de las principales mineras del mundo, y el foco principal que han tenido los nuevos directivos es justamente contener los costos y elevar la productividad. Muchas empresas están trabajando en este tema y ya están alcanzando resultados, y otras siguen haciendo el esfuerzo”, dice el secretario de Estado.

El ministro agrega que hay varias compañías que han logrado contener sus gastos, pero que aún no se puede generalizar sobre la materia.

“Hay algunos esfuerzos que ya están dando resultados. Esperamos que la implementación de estrategias energéticas y en temas de aguas del Gobierno también comience a dar resultados en el corto plazo”, dice De Solminihac.

Desde la Sonami también auguran una baja en esta materia. “Hoy una de las tareas prioritarias en el quehacer de las compañías mineras es la optimización de los procesos productivos y el control de costos, y esperamos y confiamos en que más temprano que tarde veremos clara y nítidamente el impacto de esta política adoptada por las compañías mineras, en orden a disminuir sustancialmente el valor de la estructura de costos y a elevar el nivel de productividad”, dice Álvaro Merino, gerente de estudios de la Sonami.

Emol

Portal Minero