Skip to end of metadata
Go to start of metadata

Internacional

El Parlamento de Groenlandia, territorio autónomo de Dinamarca, ha aprobado derogar la prohibición de extraer uranio y otros materiales radiactivos, lo que supone un espaldarazo a varios proyectos mineros de tierras raras.

Viernes 25 de Octubre de 2013.- El Parlamento de Groenlandia, territorio autónomo de Dinamarca, ha aprobado derogar la prohibición de extraer uranio y otros materiales radiactivos, lo que supone un espaldarazo a varios proyectos mineros de tierras raras.

La prohibición, vigente desde hace 25 años, fue abolida anoche por 15 votos contra 14, tras un largo proceso que ha costado la salida de un partido minoritario del Gobierno y protestas en varias localidades de esta isla de más de 2 millones de kilómetros cuadrados, el 80 % cubierto de hielo, y 56.000 habitantes.

El Gobierno groenlandés, encabezado por el socialdemócrata Siumut, resaltó que la medida no implica necesariamente abrir la puerta a la exportación de uranio, sino permitir proyectos mineros en los que este mineral se pueda encontrar como producto derivado.

Entre ellos figura el proyecto de Kavnefjeld, para el que tiene una licencia provisional una minera australiana y que se cree podría tener la mayor reserva mundial de tierras raras, elementos que se usan por ejemplo en la fabricación de teléfonos móviles.

"No podemos aceptar que el paro y el coste de la vida suban mientras nuestra economía está parada. Por eso es preciso abolir la tolerancia cero sobre uranio", dijo la presidenta autonómica, Aleqa Hammond, según recoge hoy el periódico "Sermitsiaq".

La cuestión del uranio ha generado roces entre Groenlandia y Dinamarca, ya que a pesar de que este territorio autónomo amplió sus competencias en 2009 con un nuevo estatuto, incluido el control sobre los recursos del subsuelo, las cuestiones vinculadas con defensa y política exterior son asunto de Copenhague.

La primera ministra danesa, Helle Thorning-Schmidt, resaltó que Groenlandia tiene derecho a abolir la prohibición, si bien recordó que puede haber "disposiciones concretas" relacionadas con la extracción y la exportación de este mineral que tengan consecuencias para la seguridad y la política exterior del Reino de Dinamarca.

El Gobierno groenlandés señaló que continuará la colaboración con Copenhague para alcanzar un acuerdo y aseguró que la extracción y exportación de uranio se hará según los convenios internacionales.

Una hipotética disputa sobre competencias entre ambas autoridades debería ser resuelta en último término por una comisión mixta danesa-groenlandesa.

Desde la aprobación del nuevo estatuto, que reconoce el derecho de autodeterminación, Groenlandia busca ingresos adicionales para superar la dependencia de Copenhague, cuya subvención anual de 429 millones de euros constituye una cuarta parte del presupuesto del territorio autónomo.

El deshielo en las regiones árticas ha hecho más accesible la riqueza mineral y de otros recursos, lo que ha aumentado el interés de inversores extranjeros en Groenlandia en los últimos años.

Efe

Portal Minero