Skip to end of metadata
Go to start of metadata

Chile

Viernes 16 de Mayo de 2014.- Ser para las empresas españolas la puerta de entrada a Latinoamérica y posicionarse en Europa a través España, de eso se trata. La relación comercial entre Chile y España se encuentra en el marco del Acuerdo de Asociación entre Chile y la Unión Europea, que en 2013 cumplió 10 años de vigencia.

La Unión Europea es un mercado clave para Chile, sus exportaciones a la región totalizaron US$ 11.195 millones (unos 8.075 millones de euros) en el año 2013 y tras diez años de vigencia del Acuerdo, el balance es positivo: 7.626 productos gozan de plena desgravación, representando un 96,5% del total de productos negociados, que en términos comerciales, implica que el 99,5% del valor total de las exportaciones de Chile dirigidas a la UE ingresan libre de arancel.

España, es para Chile es un importante socio comercial. En 2013 representó su destino número 14 en cuanto al total de las exportaciones, el país absorbe el 1,8% del total de los envíos de Chile. En lo relativo a las oportunidades sectoriales, Chile como proveedor de alimentos juega un papel importante en el mercado español, principalmente en lo relativo a productos del mar, frutas y hortalizas frescas, frutos secos y deshidratados.

España por su parte, ve en la internacionalización una alternativa factible para crecer y no destruir empleo y en este sentido Chile se ha posicionado como un mercado muy interesante para las empresas españolas, llegando en 2012 a ser el principal receptor de inversión extranjera.

Son  muchos los sectores que se han instalado en Chile, pero destacan los casos de éxito vinculados a la inversión en agroindustria (vinos, zumos, fruta fresca, hortalizas) y productos del mar (mejillones), que muestran unas cualidades de gran atractivo para el inversor. Chile es utilizado cada vez más como una plataforma para que las empresas españolas se instalen y desde allí se expandan en la región y en Asia Pacífico, utilizando la red de 23 Acuerdos Comerciales suscritos y que generan accesos privilegiados a mercados como Brasil, China, Japón y Corea del Sur, entre otros.

Sobre estos temas hemos conversado con el Director de ProChile Roberto Paiva, hombre cuya actitud cordial y sonrisa casi permanente, refleja la idiosincrasia de un país en franco crecimiento.
                                        
¿Cree que la relación comercial de Chile con España se encuentra en uno de sus puntos más álgidos?

Es un punto yo diría de re-despegue, porque en 2012 las exportaciones de Chile a España cayeron un poco, era una situación más difícil, estamos ahora reinstalándonos en una relación consolidada y que esperamos que crezca mucho. A partir del 2013, la situación económica en Europa y en España se ha estabilizado y Chile tiene nuevas fortalezas.

ProChile está trabajando en pro de la internacionalización de empresas chilenas ¿cuáles son las metas planteadas en diversos sectores y qué papel juega el mercado español?
Esa es una meta global pero hemos decidido partir del mercados español con la oferta agroalimentaria. Es una oferta validada en los mercados mundiales, somos uno de los primeros 5 exportadores del mundo en varios productos secos, varios productos congelados, en varios productos frescos. Queremos consolidar ese despegue en países que tienen también experiencia. ¿Por qué España? Porque tiene también un know-how, un consumidor sofisticado y si la oferta chilena es validada en España es más fácil a nivel mundial.

Participamos en las principales ferias agroalimentarias de Europa, traemos los empresarios chilenos a España y vamos haciendo un “match” entre las empresas europeas con empresarios chilenos. A parte de los productos conocidos hemos traído centolla, es un gusto diferente a los cangrejos que hay en España, el sector de frutos secos se ha desarrollado mucho y presentamos nuevos vinos, nuevos gustos que se suman a la oferta ya conocida por el consumidor español.

Entonces, ¿la relación bilateral abre la puerta de exportación de Chile a Europa y de España a Latinoamérica?
Efectivamente. Los empresarios chilenos están validados, somos un socio importante de España, pero profundizar la validación de sus productos en mercados sofisticados, como el mercado español es fundamental para desarrollar la relación con España y con el resto de Europa.

¿Qué oportunidades encuentran los empresarios españoles?
Los empresarios españoles tienen una bellísima oportunidad de inversión en Chile y desde ahí producir a terceros mercados. Tienen dos oportunidades en este “match” que trata de producir ProChile. La primera proveerse de buena oferta de productos que tienen un gusto distinto, un gusto complementario o de contrastación. Tienen muy buenas oportunidades de invertir en Chile, porque España no es cualquier país, tiene un know-how alimentario formidable.

Tenemos  el testimonio de Kaiku, empresa española, vasca, que produce productos lácteos y que ha invertido en Chile y a partir de ahí no sólo abastece el mercado chileno si no todo el mercado latinoamericano, gracias a la red de acuerdo comerciales que existe en Chile.

Una de las ventajas de Chile es que tienen 21 acuerdos comerciales con 63 mercados. Chile tiene un acuerdo con cada uno de los países de América Latina, es decir, cada producto que complementa su producción o se produce en Chile llega a todos los países de América Latina sin pagar aranceles. Para una empresa española es más fácil tal vez, instalarse en Chile, producir en Chile y desde ahí abastecer al mercado brasileño, el mercado argentino o el mercado costarricense por ejemplo, es lo que hace Kaiku.

A esa apuesta de Chile por la apertura internacional se suma su participación activa en la Alianza del Pacífico, el fortalecimiento de asociaciones internacionales ¿Cómo les ha beneficiado? ¿Qué ventajas ofrece a la relación comercial con España?

La Alianza del Pacífico ha puesto en contacto a gente de negocios de México, Perú, Colombia y Chile que han ido tejiendo redes no sólo comerciales si no de cooperación técnica o de innovación. Creemos que la Alianza del Pacífico es una oportunidad enorme de negocios y queremos sumar a esas iniciativas a países como Brasil, Argentina y otros países del continente.

¿Qué labor se desarrolla en cuánto a la participación en eventos que permitan acercamiento comercial?
En 2014 está programados 5 sabores de Chile en el mundo, hemos partido con España porque es un mercado que nos gusta mucho, porque en la oferta alimentaria nos valida. Participamos en las principales ferias de bienes, alimentos, servicios, tecnología y hacemos más de 200 misiones comerciales al año.

¿A qué organismos públicos o privados, además de Pro Chile, puede recurrir una empresa para la primera toma de contacto con Chile?
Tenemos una institución muy desarrollada, Porchile, que cuenta con una oficina en España que dirige Lorena Sepúlveda donde atiende a los empresarios para asesorarlos en cuanto a las oportunidades que deseen aprovechar. También el Comité de Inversiones Extranjeras, organismo que facilita a las empresas extranjeras a instalarse en chile.

¿Tanto grandes como pequeñas y medianas empresas?
Nos interesa más la inversión mediana, Chile recibe mucha inversión extranjera, tal vez mucha, pero más de la mitad o casi dos tercios se localiza en la minería, porque Chile tiene cobre por todos lados.  La acción de CIE lo que hace es llevar la inversión extranjera hacia otros sectores, al sector servicio, sector agroalimentario, sector transporte, a la minería llega la inversión sola porque la rentabilidad es total pero en otros sectores hay mucha oportunidad por desarrollar para las Pymes.

Empresaexterior.com/

Portal Minero