Skip to end of metadata
Go to start of metadata

Chile

La Comisión Nacional de Energía está estudiando los convenios para intentar mejorar sus procesos de monitoreo del mercado.

Martes 03 de Junio de 2014.- En la búsqueda de reforzar el monitoreo y la regulación de los mercados de hidrocarburos y eléctrico, la Comisión Nacional de Energía logro acceder -por primera vez desde su creación- a los contratos que han suscrito en forma directa las generadoras y los denominados "clientes libres", es decir, los mayores consumidores eléctricos del país.

Si bien en esta categoría priman las empresas de la minería, también hay industriales (forestales, cementeras y otras). En total, considerando los registros de los organismos que coordinan la operación del sistema, a nivel nacional hay poco más de cien clientes de este tipo. 

La autoridad tiene los convenios en su poder desde el 16 de mayo, que fue el último plazo dispuesto para que las eléctricas los enviaran. Y los conocedores del tema explican que la primera reacción de las eléctricas, tras conocer vía oficio la solicitud de la CNE, fue negativa. Es que, según explican, los contratos tienen un alto valor estratégico en términos comerciales y financieros.

Según los especialistas, revelar el precio u otras condiciones como plazos o volúmenes de energía; no sería el punto más complejo tras la petición de la CNE, ya que estos datos ya se los informan a a diversas instancias, y la autoridad también los usa para construir indicadores como el Precio Medio de Mercado, que, precisamente, representa el promedio de los contratos de los clientes libres.

Lo más complicado habría sido que, en este ejercicio de revisión, quedarían al descubierto otros elementos de la relación comercial entre las generadoras y sus grandes clientes, como las fórmulas de traspaso de riesgos propios de la operación eléctrica o exposición al costo marginal. Ello porque este tipo de factores podrían develar el mayor o menor incentivo que tiene un determinado generador para que los costos marginales del sistema bajen.

Y justamente este punto es vital para el gobierno, pues una de las principales metas de la Agenda Energética presentada en mayo es reducir en un 30% estos costos marginales, que representan la operación de la unidad menos eficiente del sistema en un momento determinado.

Fuentes de la industria comentaron que la CNE logró su objetivo tras una negociación que no estuvo exenta de desencuentro, y luego de que el organismo les garantizó a las empresas el respeto de una serie de protocolos de confidencialidad y seguridad, para garantizar la reserva de sus respectivas cláusulas. Y aunque el acuerdo se logró tan sólo unas horas antes del plazo fijado para la entrega, posteriormente hubo algunos ajustes, ya que el período inicial de 10 días que las eléctricas le dieron a la CNE para la revisión de los documentos, se amplió a dos meses.

Así, la CNE tendría en su poder un 90% de los convenios. Y en cuanto a los que no pudo obtener, corresponden principalmente a algunas generadoras pequeñas que no acataron la solicitud, o a casos en que los clientes se opusieron a que las generadoras participaran del inédito ejercicio.

DF

Portal Minero