Skip to end of metadata
Go to start of metadata

Chile

Hoy las energías renovables del país ocupan sólo un 7,07% de la producción eléctrica total, de las cuales 2,5% es energía solar.

Jueves 12 de Junio de 2014.- El informe de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) sobre La inversión Extranjera Directa observó grandes ventajas para Chile si sigue la línea de la Energía Solar y destacó que en este momento las propuestas de proyectos suman un total de 9,9 GW de capacidad.

Si desea revisar la base de proyectos de Portal Minero, relacionados con energía solar, Click Aquí.

Si bien solo algunos están en construcción, un crecimiento podría beneficiar la balanza comercial. “Se trata de una cifra significativa en comparación con una capacidad instalada total de 18,3 GW en 2012”, informó la CEPAL, si bien solo algunos están en construcción.

Chile, líder en exportaciones de cobre del mundo, tiene la particularidad que sus principales yacimientos mineros se encuentran en el desierto de Atacama. Según algunas publicaciones el más árido del mundo y el de mayor radiación solar del planeta.

Respecto a los proyectos, entre éstos, el 5 de junio fue inaugurado en el desierto de Atacama el parque solar fotovoltaico más grande de Latinoamérica y uno de las más importantes del mundo, por la empresa Sun Edison: la planta “Amanecer Solar CAP”, a 37 kilómetros de la ciudad de Copiapó.

“El desierto de Atacama en Chile recibe los mayores niveles de radiación solar del mundo. También es una zona en la que las compañías mineras necesitan grandes cantidades de electricidad para utilizar sus equipos”, destacó el documento de CEPAL escrito por Álvaro Calderón, Olaf de Groot, Miguel Pérez Ludeña y Sofía Rojo.

“Si esta ventaja diese lugar a una reducción de la dependencia del petróleo y el gas importados, la balanza comercial del país se beneficiaría”, aseguraron los autores.

Con un notable aumento de utilización de la energía solar, se espera que Chile pueda alcanzar para el año 2015 la meta de “un 20 por ciento de la electricidad de fuentes renovables, exceptuando la energía hidroeléctrica a gran escala”. Hoy las energías renovables del país ocupan sólo un 7,07 por ciento de la producción eléctrica total, de las cuales 2,5 por ciento es energía solar.

En Chile el precio de la electricidad es significativamente superior al de otros países (0,25 dólares por kWh, en contraste con un precio de 0,10 dólares por kWh en los Estados Unidos). “Los inversionistas internacionales y nacionales han llegado a la conclusión lógica de que Chile podría ser el lugar más apropiado del mundo para la operación de centrales de energía solar”, sostiene la CEPAL.

A su vez agrega que “resulta interesante que parte de la capacidad de generación de energía solar no se esté creando para vender electricidad a la red, sino directamente a las compañías mineras”.


Empresas de energía solar en Chile

Todas las centrales solares en construcción en Chile están situadas en el norte en zonas desérticas y asoleadas, cerca de sus clientes, las compañías mineras.

“Chile es el primer país de América Latina que ha logrado la paridad de red, una situación en la que la energía solar fotovoltaica no subvencionada es competitiva con la energía procedente de las fuentes tradicionales. En este sentido, Chile se ha beneficiado mucho de la tendencia mundial a la disminución del precio de las células solares, que supone que el costo nivelado de la energía es de solamente 60 dólares por MWh”, indicó el estudio de la CEPAL

A diferencia de las termosolares, los nuevos proyectos de energía solar “se desarrollan fundamentalmente sin necesidad de subvenciones, aunque el gobierno y las organizaciones internacionales para el desarrollo proporcionan créditos”, agregó el documento.

La empresa Sun Edison tiene dos centrales solares que empezaron a funcionar a comienzos de 2014 y se espera que su capacidad total a finales del año llegue aproximadamente a los 600 MW.
La recién inaugurada la planta “Amanecer Solar CAP”, fue desarrollado, construido e interconectado por la empresa SunEdison, bajo un acuerdo de compra de energía con Grupo CAP, el principal productor de minerales de hierro y pellets en la costa americana del Pacífico, el mayor productor siderúrgico en Chile y el más importante procesador de acero del Cono Sur.

La planta está ubicada en el desierto de Atacama, tiene una potencia instalada de 100 MW y capacidad suficiente para abastecer el equivalente al 15% de la demanda energética del grupo minero.
La central San Andrés de Sun Edison está ubicada en la Región de Atacama y cuenta con una potencia instalada de 50,7MW. Está conectada al Sistema Interconectado Central (SIC) siendo la totalidad de su producción comercializada en el mercado spot.

Según Sun Edison se demuestra así “la ventaja competitiva de la energía solar fotovoltaica, sobre otras fuentes tradicionales de energía. De esta manera San Andrés se posiciona como la planta solar fotovoltaica más grande de América Latina y del mundo que opera con este modelo de negocio”.

Esta planta recibió créditos de la Corporación Financiera Internacional y de la Corporación de Inversiones Privadas en el Extranjero, según la CEPAL:

El proyecto Abengoa utiliza por su parte la tecnología termosolar. Se ubicará en la comuna María Elena, en la región de Antofagasta, situada al norte del país.

El proyecto de Abengoa ganó el concurso internacional organizado por el Ministerio de Energía de Chile y Corfo para apoyar la construcción de la primera planta de Concentración Solar de Potencia de América Latina. Dentro de este concurso el proyecto recibirá subsidios directos del Gobierno de Chile y de la Unión Europea, así como préstamos del Banco Interamericano de Desarrollo, KFW Kreditanstalt für Wiederaufbau, Clean Technology Fund y Canadian Fund.

La compañía describe que se trata de una tecnología termosolar de torre con un conjunto de espejos (heliostatos) que siguen al sol en dos ejes, concentrando la radiación solar en un receptor situado en la parte superior de la torre. Es en el receptor donde se transfiere el calor a las sales fundidas. En un intercambiador de calor, las sales transfieren su calor a una corriente de agua para generar vapor sobrecalentado y recalentado, que alimenta una turbina capaz de producir en torno a 110 MW.

Según el estudio de la CEPAL, tanto el proyecto Abengoa, como un proyecto del Grupo Ibereólica que también tiene los ojos en Chile “consideran que la energía termosolar merecerá la pena, a pesar de que requiere un desembolso de capital significativamente mayor”.

A su vez advierte que “en el futuro previsible, las centrales termosolares solo podrán mantenerse con subsidios sustanciales”

La central Solarpack es otro de los proyectos y se trata de una planta que será usada exclusivamente por la minera Collahuasi. Las plantas solares de Pozo Almonte y Calama Solar 3, de la compañía multinacional española que desarrolla y construye parques de generación solar fotovoltaicatienen, tiene una capacidad total de 26,5 MWp.

“El proyecto de Pozo Almonte en Chile fue finalista en el concurso Premios Infraestructura 360º organizado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y la Universidad de Harvard”, destaca Solarpack en su Web.

Solarpack, una compañía multinacional española que desarrolla y construye parques de generación solar fotovoltaica, firmó en 2013 contratos de financiación de los proyectos de Pozo Almonte y Calama Solar 3 en Chile con el Banco Interamericano de Desarrollo (“BID”), de manera directa y a través del Fondo Climático Canadiense para el Sector Privado de las Américas, gestionado por el BID, y la entidad financiera francesa para el sector privado PROPARCO. El importe total de la operación supera los 65 millones de dólares.

“Esta operación es de gran importancia para consolidar nuestro liderazgo en el mercado chileno, y por extensión, en toda Sudamérica, comentó Pablo Burgos, Consejero Delegado de Solarpack .

La dependencia exclusiva de la minería también, sin entrar al sistema interconectado puede suponer un riesgo para las compañías. La CEPAL advirtió que “la empresa suiza Etrion recientemente suspendió la construcción de una central de 8,8 MW que iba a suministrar energía a una mina de yodo propiedad de Atacama Minerals Chile S.C.M.

La central se planificó cuando los precios del yodo aumentaron bruscamente, después del desastre nuclear de Fukushima, pero cuando las nuevas minas del norte de Chile comenzaron la producción, los precios del yodo cayeron tanto que la inversión ya no resultaba rentable” (Apoyo Agencias).

Portal Minero