Skip to end of metadata
Go to start of metadata

Chile

Plantas de generación deberán contar con acuerdos de suministro a firme con clientes, dijo el mandamás de Enel. Además pondrá foco en la eficiencia, adelantar desarrollos y simplificar estructura.

Viernes 14 de Noviembre de 2014.- Una apretada agenda tendrá hoy el CEO de la italiana Enel -controladora de Enersis-, Francesco Starace, que ayer aterrizó en Chile. Esta mañana sostendrá reuniones por separado con los ministros de Hacienda, Alberto Arenas; de Energía, Máximo Pacheco; y de medioambiente, Pablo Badenier, para explicar los alcances de la reestructuración de la eléctrica y los planes de desarrollo para los próximos años.

El ejecutivo explicará en detalle los tres ejes que marcarán el nuevo "camino" de Enersis y Endesa Chile producto de los ajustes que la firma aplicó a nivel mundial: la eficiencia en las operaciones, adelantamiento de los desarrollos y la simplificación de la estructura en las compañías, que a fines de octubre pasó a controlar directamente desde Roma.

Ayer, en un encuentro con la prensa, Starace sostuvo que la estrategia futura de desarrollo en generación para Endesa Chile y Enersis estará condicionada por un nuevo escenario: la obtención de contratos de suministro que aseguren la venta de energía a firme para sus proyectos. Hoy, las políticas comerciales de sus competidores, como AES Gener, Colbún y E-CL (grupo Suez) tienen a esta variable como punto crítico para levantar nuevas centrales de generación.

"No vamos a invertir en generación sin un PPA (Power Purchase Agreement), sin un acuerdo de energía. La generación sin esto es un riesgo en todo el mundo que nadie hoy pide. Si en el pasado era un riesgo que se podía aceptar, en este punto no. Vamos a invertir en generación solo con PPA. Todos los proyectos van a depender de esto, sin excepción", dijo Starace.

Con esto, iniciativas como Punta Alcalde (carbón 740 MW), ubicada en la región de Atacama, no avanzarían en su construcción a menos de que cuenten con contratos de suministro eléctrico. Este es un punto crítico, pues, pese a tener su Resolución de Calificación Ambiental (RCA) aprobada, el retraso o judicialización de proyectos mineros como Pascua Lama, y otros en la zona, han dejado a la eléctrica con pocas posibilidades de colocar esta energía en el mercado en el corto plazo.

La misma condición correrá para el resto de los proyectos en marcha, como la central Los Cóndores (150 MW, en construcción), la hidroeléctrica Neltume (490 MW) y el cierre de los ciclos combinados en Taltal y Quintero.

Hidroeléctricas más pequeñas

Como ya lo había adelantado en su visita anterior, Starace reafirmó que el foco de Endesa Chile y Enersis estará en el desarrollo de proyectos de pequeño y mediano tamaño. ¿La razón?, las complejidades que enfrentan los megaproyectos, no sólo en Chile sino a nivel mundial, y los tiempos y recursos que se deben invertir en ellos.

"La complejidad de los proyectos puede ser independiente del tamaño, pero típicamente desarrollos de tamaño mediano y pequeño se pueden dar en un plazo que no son 10 años, sino 3 ó 4, y todo lo que no requiere una visión de 40 ó 50 años para construir una inversión, no se puede hacer en el mundo de hoy. Sólo se puede hacer si se tiene un Estado que lo haga", dijo.

Con esto, iniciativas como el proyecto hidroeléctrico en Río Puelo (889 MW), que está en fase dedesarrollo conceptual, serían desechadas, tal como sucedió con las tres represas que se construirían en el Río Futaleufú (1.367 MW), que contaban con una creciente oposición.

"Vamos revisar todo el plan de inversión de Enersis, no con una visión talibana de tamaño, pero si con una visión muy pragmática de cuál es el plazo de esta inversión", sostuvo el ejecutivo.

El plan de Enersis para los próximos cuatro años en la región contempla inversiones por unos USD 9.600 millones, de los cuales Chile acaparará USD 1.900 millones para generación y otros USD 742 millones en distribución.

Asimismo, y en línea con las reformas que ha planteado el Gobierno, Starace se mostró partidario de restringir la duración de las concesiones de derechos de aguas -de las cuales Endesa Chile es uno de los mayores tenedores del país- e indicó que la firma se encuentra trabajando, tanto a nivel interno como con el Gobierno, en una fórmula que le permita llevar a delante nuevas iniciativas. Aquí tomaría un rol preponderante la filial de Energías Renovables no convencionales (ERNC) Enel Green Power, a la que se estudia traspasar algunos de estos derechos.

"Hemos empezado a trabajar en este asunto con un grupo especial con el ministerio para acelerar todo el plan de desarrollo de las hidro de tamaño pequeño y mediano y no sólo el esquema de centrales de 1.000 MW, que creo que es muy difícil de hacerlo en el mundo no solo en Chile. Vamos a enfocarnos en mas plantas pequeñas. Para mi no tiene sentido que no tengan plazo (las concesiones de derechos de agua). Para mi, una concesión sin plazo no es una concesión, es algo diferente. Al final en Chile el gobierno tomará una decisión de cual es el plazo y con esto vamos a trabajar" dijo.

El rol de Fernández

La llegada del ex vicepresidente ejecutivo de HidroAysén, Daniel Fernández, como Country Manager de Enersis para Chile -quedando por debajo de Luigi Ferraris, quien las oficiará como gerente general de la compañía en reemplazo de Ignacio Antoñanzas-, tiene como finalidad alinear al país en el estructura que la firma tiene a nivel mundial, dejando al holding el desarrollo regional (Argentina, Brasil, Colombia y Perú).

"Establecer Chile como country tiene dos ventajas, la primera es que las operaciones se van a enfocar bien en el país y los inversores chilenos, Enersis se va a ocupar de hacer crecer el negocio en Latinoamérica y no solo a gestionar Chile. Hasta el momento teníamos esta confusión" señaló Starace.

Diario Financiero

Portal Minero