Skip to end of metadata
Go to start of metadata

Chile

La ministra destacó la creación de una “agencia que cuente con recursos humanos idóneos, con conocimiento y sensibilidad para el tema indígena, con metodologías estandarizadas y recursos para hacerse cargo de los procesos de consulta”.

Jueves 27 de Noviembre de 2014.- La ministra de Minería, Aurora Williams, participó esta mañana en el Foro Internacional: “Mecanismos de Participación y Consulta en Minería: Mejorando el Diálogo en Latinoamérica”, organizado por la Plataforma de Diálogo Minería y Desarrollo Sostenible y el Grupo de Diálogo Latinoamericano: Minería, Democracia y Desarrollo Sostenible.

Esta instancia fue creada para promover el diálogo como elemento fundamental para un desempeño más sustentable de la minería y reúne a representantes de comunidades indígenas, ONGs, empresas mineras, sindicatos y organismos internacionales.

En las dependencias de la OIT se dio cabida a este foro, el cual fue inaugurado por Pablo Valenzuela, director ejecutivo de la ONG Casa de la Paz, y que reunió a comunidades tanto del norte de nuestro país, como de Bolivia, Ecuador y Perú, además de representantes de mineras nacionales.

La ministra Williams, en su discurso inaugural,  valoró esta instancia que “busca impulsar avances en las políticas públicas y prácticas del proceso de participación y diálogo en la industria minera, generando intercambio de experiencias, que faciliten un desarrollo sustentable en los territorios”.

Además, señaló que la minería en Chile ha crecido significativamente y se han implementado diversas políticas de incentivo a la inversión en el sector y han aumentado las regulaciones ambientales. Pero en muchas oportunidades no se ha logrado disminuir algunos conflictos sociales y medioambientales, lo cual puede llevar a un ambiente de desconfianza y confrontación. Esto es, sin duda, una preocupación para la esta cartera, explicó Williams.

“Hoy la participación y el diálogo en minería dejaron de ser un instrumento solo para obtener una licencia social. Estos procesos son instrumentos para construir alianzas, convivencia pacífica, equidad, justicia, empoderamiento y valor compartido”, acotó la secretaria de Estado.

La jefa de la cartera señaló que el objetivo de la participación y el diálogo en la minería es co-crear, en conjunto con las comunidades, una nueva forma de relacionarse, con transparencia y buscando y enriqueciendo las visiones y promoviendo consensos.

Eficiencia en la consulta Indígena

En su intervención, la ministra de Minería se refirió a la eficiencia que se debe tener para manejar el proceso de consulta indígena. “Actualmente es gestionada en el SEIA, bajo el concepto de ventanilla única, pero con algunas limitaciones que se están evaluando a fin de validarla o efectuar ajustes en la estructura del Estado que permita responder adecuadamente a las demandas y propósitos”, acotó.

Asimismo, agregó que “se observa que en algunos casos la institucionalidad ambiental restringe la puesta en práctica de la consulta, al no contemplar una etapa previa de participación, antes del ingreso del proyecto al SEIA”, explicó la autoridad. Además, la mitigación, reparación y compensación de la regulación ambiental en ocasiones “no se condice con las necesidades de los pueblos indígenas, especialmente en lo que va más allá de lo ambiental, es decir, los temas económicos y sociales”.

“Por lo tanto, canalizar la consulta por un camino autónomo se ve como una manera de sacarla de la lógica de las externalidades bajo la cual se estructura el modelo ambiental y visualizarla en su dimensión de derechos”, enfatizó Williams.

La ministra advirtió la necesidad de una nueva institucionalidad que se encargue de los procedimientos de consulta, para otorgar mayor certeza, generar confianzas con los pueblos indígenas, unificar los criterios y coordinar plazos y tiempos. “Una agencia que cuente con recursos humanos idóneos, con conocimiento y sensibilidad para el tema indígena, con metodologías estandarizadas y recursos para hacerse cargo de los procesos de consulta tanto para medidas de los órganos del Estado o proyectos de inversión”, recalcó.

Finalmente señaló que para los procesos de participación con comunidades una de las dificultades de la industria es tener la seguridad de contar con interlocutores válidos para iniciar procesos de diálogo. “Para el Gobierno es una prioridad fortalecer la ciudadanía y la participación, promoviendo un diálogo y amplia participación social en los asuntos públicos y de interés nacional. Proceso inclusivo y participativo, en donde la construcción no radica en el Gobierno solamente, sino que es un trabajo conjunto, con todos ustedes”, dijo la secretaria de Estado.

 

Portal Minero