Skip to end of metadata
Go to start of metadata

Chile

En los próximos cinco años, la compañía estatal destinará unos USD 1.500 millones a la exploración de gas y petróleo en la zona.

Martes 19 de Mayo de 2015.- Un salto cuántico. Así definen en Enap el plan de inversiones que está llevando a cabo la estatal para lograr la anhelada seguridad energética para la Región de Magallanes, y que tiene como foco la exploración de gas y petróleo no convencional en la zona.

Hoy, el sector residencial en Magallanes consume al año unos 184 millones de metros cúbicos de gas, poco más del 70% de lo que demandan los usuarios de la Región Metropolitana. Los precios son subsidiados y la estatal debe comprar gas a terceros para lograr cubrir dicha demanda, por lo que el gas no convencional -tight gas- se ha convertido en una alternativa.

Esta, y otras razones, están tras el agresivo plan de inversiones diseñado por Enap para la zona, que implica recursos por al menos USD 1.500 millones hasta 2020, cerca de un 40% de los USD 4.000 millones que la firma tiene previsto invertir en el periodo.
Según señala Marcelo Tokman, gerente general de Enap, las reservas de hidrocarburos no convencionales, principalmente tight gas, en el bloque Arenal identificadas hasta hoy permitirían suplir la demanda por los próximos 20 años.

“Sólo en el área de Arenal se ha identificado un gran yacimiento de gas no convencional del tipo tight gas de 0,3 TCF (trillones de pies cúbicos). Este volumen sería suficiente para abastecer el consumo de la población de Magallanes por 20 años. No obstante, estimamos que el potencial sería mucho mayor, de unos 3,5 TCF (equivalente a 100.000 MM m3) en toda el área prospectiva”, dijo Tokman.

Enap también desarrolla este negocio con privados. Es socia con Geopark en tres bloques ubicados en Tierra del Fuego: Flamenco, Campanario e Isla Norte; y con YPF en otros dos CEOP, San Sebastián, donde comparte propiedad con Wintershall y Marazzi-Lago Mercedes.

El futuro de la exploración

La campaña prospectiva que la estatal ha llevado adelante le permitirá este año perforar 44 pozos, de los cuales 39 serán de gas y petróleo no convencional y otros 5 de hidrocarburos convencionales. Entre 2009 y 2013 se perforaron en promedio 10 pozos anuales en las áreas donde Enap tiene el 100% de la propiedad. El incremento en la demanda de gas en Magallanes, estimado en torno a 2% anual, dice Tokman, obligará a la estatal a continuar los próximos años con campañas de similar intensidad para poder suplir las necesidades del sector residencial que llegan a unos 2 millones de metros cúbicos de gas al día en la época de invierno.

“El plan de perforaciones de Enap Magallanes al 2020, contempla perforar en promedio cerca de 30 pozos al año. Debido a las características productivas del Gas No Convencional, será necesario perforar en torno a esta cifra cada año para mantener la producción que requiere la región”, dice Tokman.

En este sentido, indica, a partir de 2017 la firma ya estará en condiciones de dejar de comprar gas a terceros para cubrir las necesidades del sector residencial. “En la actualidad estamos convencidos que el desarrollo del tight gas es la mejor alternativa, tanto del punto de vista técnico como económico, para asegurar el suministro de la región. Es más, de confirmarse el potencial estimado, podría ser factible suministrar de gas al resto del país vía gas natural comprimido (GNC) o gas natural licuado (GNL)”, sostiene.
Tokman indica que hoy Enap está trabajando en otros proyectos que le permitirían incrementar las reservas de gas no convencional, y no descarta que el futuro busquen mercados para colocar esa producción.

“Existen otros proyectos de exploración en Magallanes, aún en etapas muy preliminares, que permitirían a Enap aumentar aún más las reservas posibles de gas, por sobre el consumo regional, lo que permitiría buscar nuevos mercados para este hidrocarburo. No obstante lo anterior, Enap permanentemente evalúa alternativas para el abastecimiento de los mercados donde tiene presencia, y, por supuesto, el abastecimiento de Magallanes no es la excepción”, dijo.

Diario Financiero

Portal Minero