Versions Compared

Key

  • This line was added.
  • This line was removed.
  • Formatting was changed.

Chile

Según concluye un estudio elaborado por DNA Human Capital, si en el primer trimestre del año pasado los ejecutivos se cambiaban de empleo por un aumento salarial de 17%, en los últimos tres meses del año la cifra sólo alcanzó el 7%.

Lunes 25 de Enero de 2016.- El desplome en la confianza de los consumidores, la menor inversión extranjera en el país, las reformas en curso y la falta de señales claras en el crecimiento futuro de mercados como el chino, serían algunos de los factores que habrían impactado en las expectativas salariales de los ejecutivos para cambiarse de trabajo durante 2015, las que revelan una persistente desaceleración en los principales sectores económicos.

Según concluye un estudio elaborado por DNA Human Capital, empresa de headhunting y consultoría estratégica organizacional, si en el primer trimestre del año pasado los ejecutivos se cambiaban de empleo por un aumento salarial de 17%, en los últimos tres meses del año la cifra sólo alcanzó el 7%. En términos globales, en el 2014 los directivos esperaban aumentar sus salarios un 18%, mientras en 2015 esta cifra alcanzó el 12%.

Para la medición del alza de remuneraciones, la firma utiliza un KPI (indicador clave de desempeño) que mide el salario para cambios de trabajo. Con éste se puede anticipar cómo se comportará el mercado en el corto plazo, así como las industrias en auge y aquellas que evidencian síntomas de desaceleración.

Al demenuzar este análisis por industrias, el resultado está lejos de ser alentador, ya que el sector minero se erige como el más afectado durante el año pasado. Si en el primer trimestre los ejecutivos del sector esperaban incrementar sus salarios en un 9%, en la última parte del año transitó por terrenos negativos, llegando al -4%, dando cuenta que los directivos estarían dispuestos a reducir sus remuneraciones para cambiar de empleo.

Este escenario se da en medio de una menor demanda del mineral y el consecuente desplome de su valor en los mercados internacionales sumado a los altos costos que han debido enfrentar las mineras.

Por esto, para el managing director de DNA Human Capital, Murilo Arruda, es posible afirmar que “sin lugar a dudas éste ha sido uno de los peores ciclos en décadas para esta industria”.

Según explica, si se realiza un análisis de las perspectivas salariales del sector desde 2012, es posible observar cómo los aumentos salariales de los ejecutivos del sector minero han caído en un 35% en los últimos tres años. Incluso, se ha identificado que los directivos se están cambiando a empleos con sueldos un 4% inferior a los anteriores.

...