Skip to end of metadata
Go to start of metadata

Chile

La solicitud fue ingresada la semana pasada por parte de la minera no metálica. Actualmente, la Comisión Chilena de Energía Nuclear está recabando los antecedentes para presentar el requerimiento al consejo a fines de enero.

energia-sqm-corfo-comision-acuerdo-nuclear

Viernes 19 de Enero de 2018.- Aproximadamente una semana antes que fuese firmada la conciliación del proceso arbitral entre Corfo y la minera ligada a Julio Ponce, SQM, esta última ingresó una solicitud a la Comisión Chilena de Energía Nuclear (Cchen) para elevar su cuota de extracción en el Salar de Atacama. La petición, será revisada por primera vez por el consejo de la institución a fines de enero.

Todo esto, gracias a que el miércoles Corfo entregó su autorización para que SQM aumente la producción y comercialización de productos de litio derivados de la explotación de los recursos del Salar de Atacama. Lo anterior, previo pago de US$20,3 millones a la entidad gubernamental y un alza en las rentas del salar, entre otras condiciones para poner fin al conflicto entre las partes. Con ello, SQM podrá disponer de hasta 349.553 toneladas de litio metálico equivalente, adicionales al remanente aproximado de 64.816 toneladas de litio metálico equivalentes de las toneladas autorizadas originalmente.
Sin embargo, previo a ello debe contar con la autorización previa de la Cchen y, posteriormente, de Contraloría.

La movida de SQM para acelerar la obtención del permiso no es extraña considerando que el 9 de enero había informado a la Superintendencia de Valores y Seguros (SVS) a través de un hecho esencial reservado, que el día anterior había alcanzado un preacuerdo con el organismo dirigido por Eduardo Bitran para dar término a los arbitrajes iniciados por divergencias en el contrato de arrandamiento. En dicho preacuerdo se incluyeron básicamente todos los puntos del acuerdo definitivo. entre ellos, la futuro cuota de extracción.

“No he visto la solicitud, pero me llegó una solicitud la semana pasada de SQM, y el consejo es a final de mes; entonces tengo que recopilar los antecedentes, enviárselo a los consejeros, (pero) yo voy a llevar los antecedentes al Consejo de enero”, comentó el director ejecutivo de la Cchen, Patricio Aguilera. “No puedo decir cuánto demorará, pero (la tramitación) debería ser rápida porque tenemos todos los antecedentes desde antes, los estudios de reservas, varia información previa”.

En este sentido indicó que la Cchen ha estado trabajando en uniformar los permisos que se le piden a los solicitantes, lo que permitiría acelerar este tipo de procesos. “En el último tiempo hemos tratado de establecer ciertos criterios que se apliquen a todos, es decir, no hay un criterio único para un tipo de solicitante, se han ido estableciendo criterios que se aplican a la industria no a un caso en particular”, indicó.

En el caso de Albemarle, el proceso ante la Cchen para aumentar su producción de carbonato de litio de grado batería de 44 mil a 70 mil toneladas anuales en el Salar de Atacama tomó siete meses. Codelco, en tanto, se demoró tres meses para obtener una cuota para producir 325 mil toneladas de litio en el Salar Maricunga.

Sin embargo, de acuerdo a lo que explican en la Cchen, parte de la demora en el caso de Albemarle se debió a la falta de información que había sobre el Salar de Atacama. “Hoy hay mucho más información después de esa aprobación”, dijo Aguilera.

Pulso

Portal Minero