Skip to end of metadata
Go to start of metadata

Chile

Jueves 15 de Mayo de 2014.- La española Abengoa sigue avanzando para convertirse en un actor en el segmento de la generación. Ayer, en la comuna de María Elena, la firma dio luz verde a la construcción de la planta termosolar Cerro Dominador (110 MW), que ofrecerá abastecimiento eléctrico de largo plazo y a precio fijo. Manuel Sánchez, gerente general de la firma, explicó por qué escogieron el mercado local.

-¿Cuál es su visión del mercado eléctrico chileno?

?-El hecho de que estemos aquí da cuenta de nuestra visión positiva, con un país estable y alineado con lo que debe ser el desarrollo de un sistema eléctrico, dando por hecho que la interconexión de los sistemas del Norte Grande y Central se realizará y porque vemos una planificación donde está clara la meta de energías renovables al 2025 y hay consciencia de la dependencia y altos precios que existe.

-¿Qué les parece el debate para corregir el nivel de precios??

-Para bajar los precios de la energía es clave la interconexión y la inclusión en la matriz de fuentes desacopladas del precio del petróleo. Esa es la ventaja de las ERNC, especialmente la termosolar, que es un hedge natural ante la volatilidad.

Es imprescindible romper el mito de que el costo de las renovables es mayor, por la inversión, y quienes deciden las políticas se ven en la encrucijada de apostar por tecnologías aparentemente más caras o seguir con el modelo actual.

¿La tecnología termosolar rompe esa tendencia ?

?-Nuestra tecnología destroza el mito de que la energía renovable es cara e intermitente. La energía termosolar opera en base, a costo competitivo las 24 horas y por eso no requiere respaldo. Incluso, puede respaldar a centrales eólicas o fotovoltaicas.

-¿Qué rol podría tener esta energía?

?-Instalando sólo 112 plantas iguales a la que construiremos, ocupando sólo el 0,7% de la superficie del desierto, podríamos apagar todas las centrales fósiles y Chile alcanzaría su independencia energética y con el mismo rendimiento térmico. Lo que no puede hacer un país sin gas natural es hacer que su estrategia energética dependa de este combustible.

-¿Su propuesta comercial debería impulsar nuevos desarrollos de este tipo?

?-Sin duda alguna. Estamos avanzando más rápido de lo que preveíamos, conversando con potenciales clientes, y queremos iniciar ya una segunda fase del proyecto. Queremos doblar la capacidad de la primera planta, es decir, un proyecto conjunto de 200 MW, en la misma zona donde ya tenemos los permisos ambientales. La construcción de la primera fase tomará unos tres años y la segunda tomaría uno más.

-¿Y eso qué requiere?

?-Queremos que se siga materializando la apuesta del gobierno por las ERNC y que no se den falsas señales, porque cuando decidimos invertir, estamos hablando de montos que podrían llegar a US$ 10.000 millones y a nadie le gusta tomar esos desafíos donde el marco regulatorio es poco estable y cambiante.

Para más detalles del proyecto, Click Acá.

DF

Portal Minero