Skip to end of metadata
Go to start of metadata

Chile

El problema es concreto y no es menor, la falta de habilidades requeridas por las mineras pone en incertidumbre la puesta en marcha de múltiples proyectos ¿Qué hacer? una luz se vislumbra a través del rol que hoy cumple la capacitación y el aporte que el Estado hace para subsanar el complejo escenario.

Viernes 25 de Octubre de 2013.- Si consideramos que los Liceos de Educación Técnico Profesional, Centros de Formación Técnica, Institutos Profesionales y Universidades abrazan un profundo vacío entre lo que entregan educacionalmente y lo que requieren las empresas; no es mucho el esfuerzo que se está haciendo - visto como una primera instancia- por mejorar la desempleabilidad en Chile, la cual alcanza un 6,2% según cifras del INE 2013. Sin embargo, frente a programas de especialización tan costosos y largos como diplomados y magister, toma fuerza la capacitación.

En conversación exclusiva con SENCE, Portal Minero accedió a datos importantes en materia de inversión pública, detectando que el monto destinado a cursos de capacitación para el área minera alcanzan -en lo que va del 2013 -, a US$87 millones, de los cuales los programas de aprendices son los más desarrollados por las empresas.

Por mencionar algunos, los cursos con mayor inversión pública son:

1.- Reconocer Equipos Mineros para Aprendices El Tesoro; con 25 participantes y un monto de Inversión Pública de $34.401.050.-
2.- Diplomado Mantenimiento Electromecánico de Equipos Komatsu para la Minería; 25 participantes / Monto de Inversión Pública $33.200.000.-
3.- Operación y Mantención de Equipos Industriales para Programa de Aprendices; 23 participantes  / Monto de Inversión Pública $28.982.691.-

Lo anterior hace sentido si hacemos el ejercicio de correlacionar los datos obtenidos con los indicados por Fundación Chile, quienes -en su diagnóstico "Fuerza Laboral de la Gran Minería Chilena 2012-2020-, señalan que los perfiles más requeridos en minería se concentran en: Mantenedores Mecánicos, donde se pronostica para el 2020 necesitar 12.587 personas, Operadores de Equipos Móviles (8.589 personas), Operadores de Equipos Fijos (3.856 personas), Supervisores de Mantenimiento (1.242 personas), Mantenedores Eléctricos (954 personas) e Ingenieros Especialistas en Mantenimiento (346 personas).

En palabras de Héctor Araneda, Gerente del Centro de Innovación Capital Humano de Fundación Chile, el problema pasa porque se requiere de gente especializada debido a lo tecnologizado del sector, invirtiendo así grandes sumas de dinero en capacitación, tanto el sector privado como público. “El diagnóstico general es que hay más demanda, y pese a que las empresas hacen grandes campañas como “la minería es un buen empleador”, “es un sector muy seguro”, también se encuentran con que no hay suficiente gente interesada en eso, y que desde el punto de vista formativo no hay suficientes programas en las áreas que importan”.

Los problemas de la minería son claros, llenar las vacantes de personal en retiro, personal nuevo interna y externa, siendo cubierto éste último a través de proveedores de calidad. Para subsanar el problema en Chile encontramos, de acuerdo a los registros del Consejo Nacional de Educación (CNED) y Fundación Chile, 2.950 carreras vinculadas a la minería, de las cuales 237 (8%) tienen exclusiva relación con el sector. Del potencial total de egresados calculados para este 2013 (35.297), 1.752 se prevé que serán atraídos por la  minería, sin embargo la demanda necesaria es de 7.446 personas - al menos eso se estima para este 2013-.

Cifras no muy alentadoras, que se ponen aún peor tras pronosticar - Fundación Chile- un 2014 crítico en la materia. La brecha aumenta en 13.740 personas (85%), y para el 2020 se estima 37.638 personas. En otras palabras, la demanda acumulada llega al 2020 con un porcentaje estimado de 405%.

El llamado de atención no sólo recae en las propias empresas mineras, sino también al rol preponderante que debe ejercer el Estado a través de políticas educacionales, las cuales deben necesariamente encausar la formación de profesionales competentes.

Sabías que el Programa de Aprendices desarrollado por SENCE tiene por objetivo promover y apoyar la contratación de jóvenes en calidad de aprendices. Esto consiste en que la formación del oficio puede desempeñarse en el mismo puesto de trabajo, basado en las competencias que la misma empresa o un Organismo Técnico Capacitador desarrolla.

Portal Minero