Skip to end of metadata
Go to start of metadata

Chile

El estudio fue realizado por la Corporación de Desarrollo Tecnológico de la CChC en asociación con el Consejo Minero, en el marco de un acuerdo firmado en 2011 para avanzar hacia un modelo de gestión más eficiente.

Lunes 06 de Julio de 2015.- Empresas mineras y firmas del sector firmarán un protocolo que consiste en establecer mesas de trabajo en cada proyecto minero, donde estén presentes las empresas mandante, contratista y constructora.

En esta instancia se deberán analizar de manera constante los indicadores de productividad que se establecen por contrato para cumplirlo, o bien, irlos mejorando, según el estudio “Buenas prácticas en la construcción minera”, realizado por el Consejo Minero y la Cámara Chilena de la Construcción (CChC).

El presidente de la Cámara Chilena de la Construcción Jorge Mas explicó que se pretende elevar a 60% el tiempo efectivo de trabajo en la jornada laboral hacia 2020, lo que implicará pasar de cinco a seis horas efectivamente trabajadas. “Con esta medida se espera poder reducir el costo en mano de obra en USD 300 millones al año”.

Por su parte el titular del Consejo Minero, Joaquín Villarino, detalló que aunque no fue lo que midió el estudio, se podrán mejorar los tiempos estimados para la construcción.

Según el ejecutivo en la actualidad, pese a la escasez de proyectos que afecta a la industria minera, se han instalado las nuevas mesas de trabajo. Sin embargo, para que los resultados comiencen a notarse, es necesario darle un tiempo de maduración, porque se trata de un cambio cultural. “La industria minera ha estado resentida en el último tiempo y una de las formas de comprobarlo es que hoy no hay proyectos nuevos en construcción.

Esto nos da tiempo para planificar, pensar y empezar a desarrollar proyectos piloto con este nuevo protocolo, de tal manera que cuando empiecen a desarrollarse los nuevos proyectos, que esperamos ocurra en el mediano plazo, tengamos una buena práctica para mejorar la productividad”, señala.

En el estudio se admitió que sólo cinco de 10 horas de trabajo efectivo realizan los contratistas mineros. A partir de un trabajo en terreno se logró identificar que los trabajadores en faenas de construcción o ampliación destinan la otra mitad de su jornada laboral a actividades como charlas de seguridad de “cinco minutos”, paralizaciones programadas, almuerzos, traslados y ocio, entre otros.

Sin embargo la investigación establece que no toda la pérdida de productividad está relacionada con las personas. “Uno de los problemas de pérdida de competitividad se debe al marco regulatorio y esa es una señal muy potente que tiene que tener clara el gobierno”, enfatiza Villarino.

El presidente el Consejo Minero detalla que la normativa laboral ha ido rigidizando la relación de los trabajadores con la empresa en las faenas. “Hoy, las empresas no tienen libertad contractual total para tratar temas como la flexibilidad laboral o modificar la jornada de turnos con los trabajadores”, señala.

Agrega que la actual reforma laboral, que se está tramitando en el Congreso, establece aún más restricciones. “La crítica que hacemos va en ese camino. En nuestro caso es más preocupante, pues en el sector minero existen sindicatos bien organizados, donde se han construido relaciones sólidas. La lógica es que el gobierno confíe en los trabajadores, porque ellos tienen una capacidad negociadora real y los trabajadores están dispuestos a hacer algunas flexibilizaciones en su jornada laboral”, explica.

Detalles del estudio

El estudio, terminado en junio, fue realizado por la Corporación de Desarrollo Tecnológico de la CChC en asociación con el Consejo Minero, en el marco de un acuerdo firmado en 2011 para avanzar hacia un modelo de gestión más eficiente y con visión de largo plazo, enfocado tanto en las empresas mandantes como en sus socias contratistas.

El análisis se centró en detectar los problemas de productividad que afectan a la fase de construcción de los proyectos mineros. Y la preocupación del gremio no es menor. En los últimos años, la industria extractiva ha mostrado una brusca caída en este indicador, en contraposición con el alza de ingresos de los trabajadores. De acuerdo con datos del Consejo Minero, entre 2006 y 2013 las remuneraciones en la industria subieron un 30% en promedio, mientras que la productividad cayó en casi la misma magnitud.

Para conocer en terreno la realidad, se analizaron seis proyectos mineros en construcción. El compendio de obras abarcó un abanico amplio de empresas, como la estatal Codelco y privadas internacionales, como Escondida. La conclusión fue clara: sólo el 49% de la jornada laboral termina siendo tiempo efectivo de trabajo; mientras que el 51% restante equivale a horas no utilizadas.

En el tiempo de trabajo efectivamente utilizado para ello, el 37% de las horas se dedica a actividades que agregan valor, como ejecución de actividades, preparación y movimiento de materiales en el puesto de trabajo; el 12% se destina a actividades de soporte, como, por ejemplo, distribución de materiales, de orden y aseo, e instrucciones durante la jornada. En el 51% restante del día no se genera valor: un 32% del tiempo se dedica a problemas de planificación o metodología y 19% del tiempo se “pierde” en detenciones autorizadas


Gobierno lanza Comisión de Productividad para impulsar crecimiento

La Presidenta Michelle Bachelet anunciará este lunes, la creación de una Comisión Asesora Presidencial de Productividad, la cual estará presidida por el economista de la Universidad de Chile, Joseph Ramos y estará formada por 10 miembros que tendrán la misión de asesorar al Presidente de la República en materias orientadas a aumentar el crecimiento económico de largo plazo a través de ganancias de productividad.

El órgano tendrá carácter de permanente, y durante las primeras sesiones se establecerá el mecanismo de trabajo que incluye elaborar propuestas e informes. Además, se espera que también logren crear políticas públicas de largo plazo.

Entre los miembros, también se encuentra Raphael Bergoeing (CEP y Universidad de Chile), Rafael Guilisasti (presidente de la Comisión de Productividad de la CPC), Andrea Butelmann (ex ministra titular del TLC) y Fernando Carmona (asesor de la CUT).

Portal Minero